jueves, 15 de marzo de 2018

CERNUDA Y EL MAR

                     

                                       Aquella noche el mar no tuvo sueño,
                                             cansado de contar,
                                    siempre contar,  a tantas  olas,
                                       quiso vivir hacia lo lejos,
                            donde supiera álguien de su color amargo
                             Luis CERNUDA
                                                                      Pintura: Aivazoski

                            

lunes, 12 de febrero de 2018

Sueño en el mar


  SUEÑO SIEMPRE EN EL  MAR

           Aferrarse a los sueños, porque si los sueños mueren ,

                  la vida se  convierte en un pájaro con alas quebradas
                  
                 que deja de volar.

           Texto Langston HUGHES                                                                          PINTURA: Yacek YERKA        

viernes, 5 de enero de 2018

un mar en soledad

     UN MAR EN SOLEDAD



        
             Me acerqué al mar,
                                        grité tu nombre,
                                lo llevò la ola.
                                                        Cernuda
                            

          
                               
                                      
                                                
                                                  
               

sábado, 16 de septiembre de 2017

ADIÓS  VERANO

     
            Después de un delicioso verano en la bellísima costa andaluza
   me dispongo a pasar el resto del año en mi tierra gallega.
   Ya se anuncia el otoño. Ya la espuma del mar no brilla y la superficie
   del agua , ya no es un espejo. Las algas que van dejando las olas son 
   un atractivo para la hermana gaviota. Sigo viendo el mar, pero no el
   mío.  Resulta de todos modos atractivo encontrarte con él cada maña
   na y ver como  cada atardecer el sol se esconde en el horizonte.
   Preparemos el ánimo para afrontar un otoño sin melancolía. 

lunes, 24 de julio de 2017

24- julio- 2017

                  Secretos del mar

                                        

                                        Descubrí el secreto del mar

                                        meditando sobre una gota de rocío.                                                                               A. Machado                                                                

                                                                                                                                            

                                                                                                  

sábado, 10 de junio de 2017

SIEMPRE EL CANTÁBRICO


RECUERDOS  IMBORRABLES

                                                                                                                                                                         

                                                 

                                                  


       


En este bonito tiempo de primavera , cuando el aire está cargado
de aromas diversas , de modo especial para los que disfrutan del
campo, hoy he sentido la necesidad de recordar el olor de un mar
que tanto he disfrutado y que tanto añoro , MI CANTÁBRICO.
Vivo al lado del mar , pero un mar que no huele, un mar , donde
hasta las olas son distintas ...el Atlántico.
Pero ese mar movido, de olas fuertes y espuma blanca ; ese olor
fuerte  a iodo y algas , no lo tengo aquí .
He nacido  a la orilla de ese mar ; toda mi niñez y buena parte
de mi juventud han estado arrullados por su "música " y perfu-
mados por ese inconfundible olor . 
Siento nostalgia.

lunes, 15 de mayo de 2017

EN VUELO SOLITARIO

BUSCO UN MAR...

                                                                                                  

                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                         


Para sobrevivirme en lo posible,
camino voy de un mar, que es el olvido.
Atrás quedó la noche del pasado
temblando de recuerdos encendidos.

Atrás quedó, yo sigo caminando,
huyendo de ese mundo a mis espaldas.
Lejos está ese mar, seré incansable,
que un sueño ha de curarme con sus aguas.

Concha MÉNDEZ